Previous Page  31 / 40 Next Page
Information
Show Menu
Previous Page 31 / 40 Next Page
Page Background

N° 304 DICIEMBRE 2016

| Pág. 31

| INTERNACIONAL

sistémica, en pos de un objetivo

común que entrega garantías de

inocuidad y calidad y que permite

un comercio justo de alimentos

para la prosperidad de los países

de la región”, sostuvo.

Agregó que “el apoyo de Achipia en

coordinación con SAG, el Ministerio

de Salud y Sernapesca y en la

mirada preventiva, ha sido un gran

aporte. La idea es anticiparnos a los

problemas y tener herramientas

que monitoreen mejor para

prevenir los eventos”.

Precisamente,

este

trabajo

mancomunado fue enfatizado

por la ministra de Salud,

Carmen

Castillo

, quien destacó -durante

la 20º reunión del CCLAC- la

importancia de garantizar

alimentos inocuos y de calidad.

De acuerdo con lo manifestado

por la autoridad, Chile participa

del Codex desde 1969, seis años

después de su creación, estando

presente en distintos comités

para conocer y compartir diversas

normas de la legislación nacional.

“En este rol se presentan grandes

desafíos

mundiales

en

línea

con los importantes cambios

epidemiológicos de lapoblación; su

perfil demorbilidad y mortalidad,

con coexistencia de enfermedades

infecciosas y por déficit; y el

surgimiento de enfermedades no

transmisibles como la obesidad, las

cardiovasculares y los cánceres”,

resaltó la ministra de Salud.

Esta labor realizada a través de

Achipia se ha traducido en que,

según palabras del subsecretario

de Agricultura, Chile sea “un

referente en la región”.

“Somos un país de gran vocación

exportadora de alimentos, pero

queremos ir más allá y desarrollar

un sistema propio de sanidad e

inocuidad alimentaria en Chile

que sea una carta de presentación

para cualquier país del mundo”,

proyectó Ternicier.

En este contexto, la reunión del

CCLAC fue escenario para la firma

de un convenio de colaboración

entre Achipia y la Fundación Imagen

de Chile que pretende coordinar,

potenciar y alinear las acciones que

dan posicionamiento, visibilidad y

aumentan el impacto de la imagen

país y del comercio en el mercado

nacional e internacional.

El reto de la inocuidad

El desafío de la inocuidad involucra

a muchos actores de la cadena

alimentaria, entre ellos salud,

agricultura, sector privado y

pequeños agricultores. Además, es

fundamental no sólo en términos

de salud, sino que también para las

economías de los países, porque

“sin un alto estándar de inocuidad

no se puede exportar”, señaló

Eve Crowley

, representante de

la Organización de las Naciones

Unidas para la Alimentación y la

Agricultura (FAO) en Chile.

América Latina y el Caribe aportan

el 40 por ciento de alimentos para

el mundo y se espera que esto se

incremente, por lo que los sistemas

de inocuidad deberán ser cada vez

más eficientes para proteger la

salud de los consumidores, que

día a día están más informados

y exigen a sus gobiernos que se

responsabilicen por la inocuidad.

A su juicio, nuestro país -a través

del trabajo de Achipia- está muy

bien posicionado en el contexto

mundial. “Chile exporta y cada año

hay nuevos países destinatarios de

Somos un país de gran vocación exportadora

de alimentos, pero queremos ir más allá y

desarrollar un sistema propio de sanidad e

inocuidad alimentaria en Chile”. Subsecretario

de Agricultura, Claudio Ternicier.

El subsecretario Ternicier encabezó la

firma de un convenio de colaboración entre

Achipia y la Fundación Imagen de Chile.