Página 8-9 - Revista Nuestra Tierra Nº 276

Versión de HTML Básico

w w w . f u c o a . g o b . c l
PÁG .
8
/ /
EDICIÓN Nº 276
EDICIÓN Nº 276
/ /
PÁG .
9
Nt /
/ N U E S T R A T I E R R A
N U E S T R A T I E R R A
/ /
Nt
Siembra de nubes:
estimulando una
producción
vital
para la agricultura
Incentivo artificial de precipitaciones
La medida se enmarca en un plan global del
Gobierno que considera al año 2022 el desarrollo de
proyectos de 15 embalses, infiltración de acuíferos
y sistemas de conducción y conectividad a lo largo
del país para enfrentar la escasez hídrica
Hace más de 10 años en el Valle de Cachapoal se
comenzó a utilizar la siembra de nubes.
A
umentar las reservas de nieve
en la cordillera y optimizar
el agua a obtener tras las
lluvias de este invierno es el objetivo
principal del proyecto de siembra de
nubes impulsado por el Ministerio
de Agricultura, que busca aumentar
las precipitaciones en las regiones
de Atacama, Coquimbo, Valparaíso
y
O’Higgins,
principales
zonas
donde la sequía ha causado graves
consecuencias para los agricultores y
la población.
La estimulación de precipitaciones
forma parte de un trabajo integral del
Gobierno para compensar un problema
que Chile arrastra hace 50 años: la falta
de embalses artificiales que permitan
almacenar y mejorar las reservas de
agua obtenida de las precipitaciones y
eldeshieloenlasaltascumbres. Porello,
para el año 2022 se pretende contar
con el desarrollo de 15 proyectos de
embalses a nivel nacional, además de
una conectividad hídrica y la recarga
de acuíferos.
estado líquido, son los elementos
que componen una nube. Sólo cuando
una considerable cantidad de estas
pequeñas partículas se fusionan es
que se generan las gotas de lluvia,
adquiriendo un peso tal que la
gravedad las hace caer a tierra.
“Básicamente se trata de aumentar
la inestabilidad de la nube. Esto
se logra a través de un químico
denominado yoduro de plata, cuya
conformación molecular es similar
a la del agua y que al ser insertado
en la nube, por vía aérea o desde la
tierra, genera que parte de las gotas
se transformen en hielo. Ese cambio
de sólido a gaseoso genera un calor
latente en la atmósfera que produce
mayor inestabilidad tormentosa y
con ello mayor precipitación”, explica
Miguel Martínez
, meteorólogo
y gerente general de Hidromet,
empresa con experiencias de este
tipo en Chile, Cuba y Venezuela y
que será la encargada de aplicar el
programa vía terrestre.
Felipe Martin, secretario ejecutivo CNR
Modelo de implementación de
siembra de nubes vía aérea y
terrestre
1
2
3
4
“Y como ese proceso es bastante
largo, tenemos medidas a mediano
plazo, donde duplicamos los recursos
para la Ley de Riego, pasando de
$29 mil millones a $41 mil millones
en infraestructura intrapredial y
extrapredial. Junto a ello, también
consideramos medidas a corto
plazo, como es la siembra de nubes
para compensar ahora la f lta d
precipitaciones en las regiones
afectadas”, señala el secretario
ejecutivo de la Comisión Nacional de
Riego (CNR),
Felipe Martin
.
Una técnica desde
el cielo y la tierra
La siembra de nubes es un proceso
complejo que implica intervenir
artificialmente un fenómeno de
la naturaleza. En ese sentido, es
indispensable
conocer
en
qué
consisten las nubes.
Miles de gotas microscópicas de agua
y cristales de nieve, junto a flujos
de agua que a pesar de estar a muy
baja temperatura se mantienen en
Martínez destaca que “el proceso no
significa la fabricación de lluvias, sino
la optimización de las condiciones
para que éstas se generen, por
medio de la intervención en las
nubes tormentosas presentes en un
determinado lugar, lo que explica
su aplicación exclusiva en zonas
que registran precipitaciones y la
relatividad de los resultados de la
operación”.
actualidad
t /
/
E S T R T I E R R
actualidad
Miguel Martínez,
gerente de Hidromet:
“El proceso no significa
la fabricación de lluvias,
sino la
optimización de
las condiciones
para
que éstas se generen”.