Plan de acción del Gobierno permitió enfrentar positivamente los efectos de las heladas

27 de dic de 2013

A través de los ministerios de Agricultura del Trabajo, el Gobierno implementó una serie de medidas para responder a las consecuencias del fenómeno climático que se registró en septiembre entre Copiapó y el Maule.

Las heladas que afectaron con crudeza a la zona central de Chile en septiembre del presente año, desde Copiapó a la Región del Maule, poseen el registro histórico de ser las más dañinas observadas desde 1929, provocando una disminución del volumen de exportación proyectado de 22% en comparación al 2012.

A pesar del complicado escenario, la rápida acción del Gobierno permitió hacer frente a este fenómeno que, de acuerdo al catastro entregado en octubre por el Instituto de Desarrollo Agropecuario (Indap), afectó a 6 mil usuarios del organismo y 6 mil pequeños productores no usuarios.

Agricultura y Trabajo

La labor del Minagri, a través de Indap, ha sido fundamental para ayudar a los pequeños agricultores afectados por las heladas. Su plan de apoyo contempló un catastro de afectación en diferentes regiones del país; un plan de acción para poder intervenir en las zonas afectadas; prórrogas a los créditos otorgados por Indap para quienes acreditaran afectación y así lo solicitaran; y un bono de rehabilitación productiva, para mitigar el daño a los pequeños agricultores.

Cabe destacar que la ayuda a los medianos y grandes agricultores se materializó a través de una mesa de trabajo integrada, además de los ministerios de Agricultura y Trabajo, por la Sociedad Nacional de Agricultura (SNA), la Asociación de Bancos, BancoEstado y Corfo.

Otra de las preocupaciones del ministro de Agricultura, Luis Mayol, ha sido asegurar la disponibilidad y adecuados precios de frutas y verduras para el consumo local. Según comentó la autoridad del Agro, desde diciembre hasta el período marzo-abril podría verse un incremento en los precios en el mercado interno en especies como damascos, duraznos, cerezas y nectarines, cuya magnitud dependerá del volumen real de disponibilidad de fruta de estos productos; además, expresó que hay que considerar que las frutas, cuyo principal destino es la exportación, y que fueron dañadas por las heladas, podrían incrementar la oferta de comercialización nacional, atenuando los incrementos en los precios.

Por su parte, el ministro del Trabajo y Previsión Social, Juan Carlos Jobet, ha destacado que desde el primer día que se registraron los problemas asociados a las heladas, su cartera estuvo en terreno junto al Ministerio de Agricultura, para entender y registrar de primera fuente la dimensión del problema.

Así, el Mintrab implementó un paquete de medidas para ir en ayuda de los trabajadores agrícolas, que contempló ferias laborales, cursos de capacitación, bonos a la contratación de mano de obra y empleos de emergencia para las zonas más afectadas.

Desde la cartera del Trabajo se destacó que antes de hasta diciembre se contemplaron 17 ferias laborales en las regiones dañadas por las heladas, las que han tenido gran acogida tanto de los trabajadores agrícolas como del sector empresarial; en noviembre, se habían ofrecido más de 20 mil puestos de trabajo, donde participaron 181 empresas.

Mujer rural

Una de las medidas anunciadas que va en directo beneficio de la mujer rural es la capacitación, que busca que las jefas de hogar adquieran un oficio vinculado a la agricultura.

“Queremos que las mujeres del campo generen ingresos durante el verano sin moverse de su casa. Habrán cursos de cultivo, de operador de procesos logísticos, mantención de maquinaria agrícola, packing. Hemos complementado eso con un bono mensual para esas mujeres que participan en el curso de 90 horas financiado por el Estado. Nuestra idea es que podamos abordar 5 mil personas con estos cupos, especialmente en las regiones más afectadas. Y aunque se priorizará a las mujeres, no se excluirá a los hombres en este beneficio”, destacó el ministro Jobet.

Otra de las iniciativas vinculadas a la mujer agrícola es el sitio web www.mujerural.com que en noviembre fue lanzado por el subsecretario de Agricultura, Álvaro Cruzat, y que tiene el objetivo de fortalecer las capacidades empresariales de pequeñas emprendedoras silvoagropecuarias de la Región del Maule.

“La mujer juega un rol preponderante en los programas de asesoría técnica que tenemos como Ministerio y, en general, en otras actividades que desarrollan las mujeres, que son complementarias y que aportan a los ingresos de la familia. Con esto me refiero a temas como la artesanía, el turismo, etcétera. Disponer de una página web en que se puedan congregar todos esos esfuerzos y puedan abrirse al resto del mundo a través de la tecnología, es un primer paso para seguir trabajando con ellas, como lo hemos hecho en el último tiempo”, expresó Cruzat.

Seguro Agrícola

En el marco de las heladas, una importante herramienta de gestión de riesgo es el Seguro Agrícola, que permitió indemnizar a muchos agricultores afectados.

Según explicó Ricardo Prado, director ejecutivo del Comité de Seguro Agrícola (Comsa), este seguro día a día es más demandado por los agricultores.

Actualmente, los cultivos que se pueden asegurar son cereales, hortalizas, cultivos industriales, cultivos forrajeros, invernaderos de tomate, leguminosas y semilleros, ante fenómenos como la sequía en secano, la lluvia excesiva, las heladas, el viento, los granizos y la nieve. Este año se amplió el seguro al ganado y la cobertura de precio, en tanto que para 2014 se espera lanzar seguros para carozos, nogales, kiwis, frutillas y flores.

“El agricultor debe asumir un costo leve, es una política de Gobierno que subsidia del 65% al 95% de la prima, es decir, el costo del seguro. Al agricultor le decimos que aproveche esta política y utilice los subsidios; que tome contrate los seguros para el Agro, cubra sus riesgos climáticos y duerma más tranquilo”, resaltó Prado.

Fundación de Comunicaciones, Capacitación y Cultura del Agro, FUCOA. Ministerio de Agricultura.
Teatinos 40 - 5° piso, Santiago. Mesa Central: (2) 25101500
fucoa@fucoa.cl