Adiós Margot Loyola, destacada investigadora y folclorista

03 de ago de 2015

Margot Loyola nació el 15 de septiembre de 1918 en la ciudad de Linares. Su inquietud por la música y el folclor chileno se manifestaron desde muy temprano. A los ocho años tomaba clases de piano y, un año más tarde, comenzaba a cantar. Antes de terminar el Bachillerato, formó un dúo junto a su [...]

Margot Loyola nació el 15 de septiembre de 1918 en la ciudad de Linares. Su inquietud por la música y el folclor chileno se manifestaron desde muy temprano. A los ocho años tomaba clases de piano y, un año más tarde, comenzaba a cantar. Antes de terminar el Bachillerato, formó un dúo junto a su hermana Estela, llamado “Las Hermanas Loyola”.

Su veta como investigadora nació desde la inquietud de conocer las raíces del folclor chileno, una labor trascendental que desarrolló casi sin interrupciones desde 1936. Margot Loyola ha sido una embajadora de la cultura y el folclor chileno, a través de montajes basados en las culturas mapuche, pampina, aymara, huilliche, pascuense y chilota.

Su influencia traspasó fronteras, ya que fue una portadora de las manifestaciones culturales autóctonas en la mayoría de los países latinoamericanos y europeos, entre los cuales se destacan Francia, España, URSS, Polonia, Bulgaria, Checoslovaquia y Rumania.

La discografía de la folclorista abarca más de una quincena de álbumes, además de participaciones en discos colectivos y colaboraciones con otros artistas. Sus actividades artísticas han dado origen a los vídeos Danzas tradicionales de Chile (1994), La zamacueca (1999) y Los del estribo, Cantos y danzas populares de Chile (2001).

Desde el año 1972 se desarrolló como docente del Instituto de Música en la cátedra de Etnomusicología y Folklore, de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso.  A fines de 1993, recibió la distinción «figura fundamental de la música chilena» de parte de la SCD. En 1994, fue reconocida con el Premio Nacional de Artes Musicales, siendo la primera folclorista en Chile que obtuvo dicho reconocimiento. En 1998, fue nombrada profesor emérito de la Pontificia Universidad Católica de Valparaíso. En 2001, fue galardonada con el Premio a lo Chileno. En junio de 2010, la Universidad Arturo Prat de Iquique le otorgó el título honorífico de doctor honoris causa en reconocimiento a la labor pionera que desplegara más de medio siglo antes en la investigación y difusión de las culturas pampina y andina de la zona.

Fundación de Comunicaciones, Capacitación y Cultura del Agro, FUCOA. Ministerio de Agricultura.
Teatinos 40 - 5° piso, Santiago. Mesa Central: (2) 25101500
fucoa@fucoa.cl